No grave will hold me...

No grave will hold me...
Os estoy vigilando...

domingo, 9 de noviembre de 2008

[IFS] Wedding in Blood I: The Wife

Dibujo: Mirian Frías Ferrer (Deed)
Relato: Andrés Antonio Martínez Bertomeu (Tréveron)


Cualquiera hubiera dicho que aquella noche el viento soplaba como si nada. Que el plomizo y encapotado cielo no ofrecía ningún cambio en un bosque en el que las ramas se agitaban o en el que los animales acechaban como todas las noches.

Sin embargo, algo había cambiado en el aire nocturno.

Se trataba de un bosque antiguo cuyos bordes, a pesar de verse reducidos paulatinamente por el desarrollo de la urbe que lo corroía, seguía erguido y orgulloso, con sus robustos robles e imponentes secuoyas. Un estrecho riachuelo filtraba su fresca y límpida agua hacia las sedientas raíces del manto verde que cubría todo el fértil suelo boscoso. La ausencia de la luz lunar causada por el impenetrable capote de nimbos creaban diversos matices de negro en los que las caprichosas sombras de los habitantes silvestres se deslizaban raudas a través de la oscuridad reinante.

Pero había un árbol en el centro del bosque. El cadáver de un árbol. Rodeado por vainas de zarzales espinosos, anchos como maromas, ningún animal se atrevía a refugiarse bajo sus ramas. Ni tan siquiera el viento dejaba de sentir cierto recelo al acariciar su podrida madera. Porque hace mucho tiempo, más tiempo del que nadie se atrevería a recordar jamás, ese árbol fue maldito.

Y ese algo en el aire, ese cambio imperceptible, despertó a la maldición.

El árbol crujió. Una fuerza lenta pero imparable abrió un enorme hueco en uno de sus corroídos nudos, y dos luces de un color esmeralda refulgentes iluminaron la noche. El suelo se estremeció a medida que, con un extrañamente silencioso estallido de infinidad de astillas, la oquedad se agrandó hasta permitir la salida de aquello que habitaba en ella.

Una cabeza de mujer, con esas luces de un intenso verde brillante como ojos, se asomó por el agujero recién abierto del árbol y miró a su alrededor. Miró el oscuro bosque y el grisáceo cielo que ocultaba la luna y profirió un sonoro y prolongado suspiro de decepción.

Ella, la Primera de las Esposas, siempre había sido una mujer arrogante y esperaba un recibimiento a su altura.

El brillo de sus ojos se intensificó y el aire pareció temblar, presa de un pánico tan invisible como imposible. Su resplandor iluminaba allá donde la Primera posara su mirada, devolviendo reflejos de un bosque verde envejecido y oscuro. Las bestias y pequeños animales que no osaron quejarse al ser descubiertos. No hubo aullidos, graznidos ni gemidos. Y ninguno quiso permanecer cerca de aquel brillo que, lentamente, se dirigió hacia el cielo.

La mujer entrecerró los ojos cuando, airada, observó la espesura nubosa. El brillo se intensificó aun más, y allá donde iluminaba las nubes se disolvieron, creando un pequeño charco de luz perlada que se derramó sobre ella. Únicamente sobre ella.

Solo entonces se permitió sonreír.

Sus labios eran carnosos y rojos como rubíes opacos. Sus cabellos eran del color de las brillantes llamas del infierno. Su piel era suave y blanca como la más trabajada de las porcelanas. Pero su vestido no permanecía intacto a las inclemencias del paso del tiempo. Antaño limpio y ornado con finos bordados y encajes, el apolillado atavío de la Primera Esposa estaba ahora mugriento, sucio y cubierto de polvo. Las joyas que acariciaban su delgado cuello de garza y que se perdían por su sugerente escota hacía tiempo que habían perdido su brillo. Las rosas frescas que conformaban los sendos broches que sujetaban su agujereado velo habían enraizado, dando origen a las espinosas vainas que no solo se habían extendido por todo el árbol, sino también a lo largo de todo el cuerpo de la Primera.

Empujó. Quería salir por fin del interior de aquel carcomido capullo de madera. Las espinas de las zarzas se hundieron en la carne de su pecho y en su rostro, pero su rostro no se contrajo. No había dolor o, al menos, no uno que no esperara, que no deseara. El dolor que presagiaba aquello que debía acontecer. La sangre comenzó a manar de las pequeñas heridas. Al contrario de lo que pudiera parecer, lo hizo con la tibieza de la sangre que corre por las venas de cualquier persona.

Pronto sus zapatos de tacón blancos se hundieron en la húmeda hierba y el fango. Siguió caminando hasta que la ennegrecida y larga cola de su vestido emergió del árbol. Las sombras a su alrededor se arremolinaron y alteraron, presas de la inquietud que desprendía aquella mujer cuyos ojos partían las tinieblas de la noche con un resplandor esmeralda. Sintió la sangre correr por la superficie de su cuerpo y tomó una de las gotas que corrían hacia su escote con un dedo.

Una sonrisa infantil se dibujó en su rostro mientras se llevaba ese dedo a los labios para saborear la cobriza ironía del acontecimiento en ciernes. Había comenzado con sangre, y con sangre acabaría.

Léredith era el nombre de la Primera Esposa, y debía despertar al resto.

La Boda de Sangre iba a comenzar.



He aquí la primera entrega de mi SERVICIO DE FANARTS INVERTIDO, que a su vez es el primer capítulo de una serie de nueve dibujos, todos ellos con Deed como autora. ¡Espero que os haya gustado y os anime a participar!

17 comentarios:

Deed dijo...

...

simplemente es perfecto.

nada más que añadir.

:_)

Noodle dijo...

Estoy impaciente por leer lo que le sigue ^^

jj dijo...

mola

jj dijo...

muy chulo la verdad es que mola bastante, la pregunta es?
es una novia pura?
El novio sabe que le van a visitar?
tiene estudios?


OREO


El novio le envió algun mensaje tal que:
XQ TU M ACS :D

hellsamu dijo...

entoncees hay otroa sibujos de otras novias y el relato se enlaza con otros?

este servicio funciona incluso con dibujos malos? a ver si me atrevo, q despierta mucha curiosidad ver en que transformas un dibujo...

Tréveron dijo...

Este servicio funciona con CUALQUEIR dibujo, Samu ^^

Koopa dijo...

Mola! A ver como sigue =P

Cloud Strife dijo...

Si yo... si yo... había comentado esta mañana...

Es grande esta primera parte, me encanta como describes la escena, lo haces lo suficiente como para entender todo alrededor, pero sin caer en el exceso.

Rumiko dijo...

O.o uoooo mola MAZO!! q ganas d leer la continuación ^^

Wolfgirl_Neurotick dijo...

wow me encanta tu narrativa...yo soy una escritora frustrada...odio mis relatos...;.;....en fin....me gustaria participar en eso de fanarts invertidos...pero mis dibujos salen todos feos por la falta de un escaner o de perdido una camara digital ¬¬ las tengo que tomar con celular...y mi cel es un fosil con camara xD, en fin lamento no haber venido en mucho timpo....pero recien aller terminaron los examenes en mi prepa...la odio...pero es nesesaria en fin...espero darme otra vuelta pronto hay nos leemos.

Daialian dijo...

Siguelo pronto, no puedes crear intriga y permanecerla en el tiempo...

sino seras castigado por... por alguien, pero escribe pronto xD

saludos!

Delerium dijo...

pues si que me ha gustado
el escrito
y el dibujo

-_-U a veces no se porque te leo...a donde se va mi autoestima? leches ya! deja de escribir bien
y tu Deed!! :'( deja de dibujar asi!

Deed dijo...

en lugar de bajar tu autoestima activa tu sed de competencia! :D

Basterrak dijo...

bodas de sangre está registrado por Lorca :P

PD: ojo con Ramoncín y su pollo frito.

Delerium dijo...

sed de competencia? estas hablando con una de espiritu perdedor

mi lema es " para que hacerlo si voy a caer "

nada agradable verdad? pero siempre que he intentado ilusionada hacer algo interesante me han dado de ostias...

hellsamu dijo...

jeje, ya he hecho el mio y he visto el de isra! tendras q comerte la cabeza para sorprendernos!

Deed dijo...

siempre que he intentado ilusionada hacer algo interesante me han dado de ostias...

si quieres te paso los primeros dibujos que hice en plan "serio". Te aseguro que suben la moral a cualquiera ;)